Accidente de coche múltiple ¿Cómo lo reclamamos?

Accidente de coche múltiple ¿Cómo lo reclamamos?

Los accidentes de tráfico en los que se ven involucrados más de dos vehículos son bastante comunes, sobre todo en las carreteras, donde una maniobra incorrecta, un mal adelantamiento, no mantener la distancia de seguridad con el vehículo que nos precede, o incluso en ocasiones la mala visibilidad (lluvia, niebla, nieve) suelen ser los detonantes más comunes que provocan este tipo de siniestros.

Las colisiones múltiples pueden provocar alcances de chapa entre los vehículos implicados, con pocos daños materiales, o pueden tener importante gravedad si se producen a alta velocidad.

EL PROBLEMA EN UN ACCIDENTE MULTIPLE

En nuestra experiencia de todos estos años, hemos tramitado y reclamado muchos accidentes de tráfico múltiples, y podemos afirmar sin ninguna duda que el mayor problema que solemos encontrarnos es despejar quien ha tenido la culpa en este tipo de siniestros.

Y esto es así, porque cuando hay varios vehículos implicados en el accidente, y por tanto varias compañías aseguradoras, todas ellas van a querer desentenderse de la responsabilidad, alegando siempre que la culpa es de otro de los vehículos intervinientes.

De ahí que en este tipo de siniestros, acreditar la culpa se complique en muchas ocasiones. El ejemplo más claro es el típico accidente múltiple por alcance, o lo que es lo mismo, la colisión en cadena. Varios vehículos chocan entre sí, y la duda se plantea cuando se desconoce cual de esos vehículos ha golpeado en primer lugar.

La cosa se complica si varios de esos vehículos están asegurados en la misma compañía, ya que entonces, en virtud de los convenios que tienen entre ellas, van a tratar de responsabilizar al o los vehículos asegurados en compañías diferentes.

Para intentar acreditar la culpa de la mejor manera, conviene en estos casos llamar siempre a la Policía o la Guardia Civil para que acudan a levantar Atestado, y evitar en lo posible que se ausente del lugar del siniestro alguno de los vehículos implicados.

Otro dato importante que nos puede ayudar mucho en este tipo de reclamaciones son los partes amistosos. Firmar un parte tanto con el vehículo de delante nuestro como con el de detrás, indicando todos los vehículos y matrículas implicados, y especificando si hemos colisionado con el vehículo de delante tras ser previamente colisionados por el de detrás, nos ayudará a demostrar la culpa, sin olvidar que si por detrás nuestro hay más vehículos implicados, debemos tratar de recoger todos los datos, ya que el que primero golpea, y por tanto responsable, no tiene que ser necesariamente el que circula detrás nuestro.

INDEMNIZACIONES EN ACCIDENTES DE COCHE MULTIPLES

Si te has visto involucrado en un accidente múltiple y has sufrido daños materiales y lesiones, tienes derecho a reclamar indemnización siempre que no seas el responsable del siniestro. En el caso de los ocupantes del vehículo culpable, siempre tienen derecho a reclamar indemnización, siendo indiferente que viajen en el vehículo culpable.

Las indemnizaciones en accidentes de coche múltiples suelen complicarse por el problema de determinar la responsabilidad en el mismo, como ya hemos visto. Tener todos los datos de las aseguradoras involucradas es fundamental para dar los primeros pasos en la gestión de la reclamación de la indemnización.

CÓMO TE DEBE DEFENDER UN ABOGADO

Como ya hemos dicho, en los accidentes múltiples con varios vehículos involucrados, se hace necesario consultar cuanto antes con un LegalCar. Las gestiones a realizar en estos casos son mayores y en muchas ocasiones las víctimas acaban desesperadas por lo infructuoso de sus intentos de que si aseguradora les haga algo de caso, les gestione el tratamiento médico o les autorice la reparación de su vehículo.

Una vez tenga claro cuál es la aseguradora responsable, se ocupará de dirigir al lesionado en su camino hacia la recuperación y curación de sus lesiones, indicándole los pasos médicos a dar desde el principio para que las lesiones sufridas queden claramente acreditadas con los informes médicos correspondientes, y le indicará las pruebas médicas que necesita para que esas lesiones estén claras y la aseguradora que tiene que indemnizar no discuta su existencia.

Su labor incluirá, llegado el caso, poner a su disposición un perito especialista en valoración del daño corporal, que será el encargado de determinar el periodo de sanidad del lesionado (días de perjuicio personal básico y de perjuicio personal particular), así como las secuelas que le hayan quedado tras el tratamiento recibido, especificando la puntuación de cada una y si existe o no algún tipo de incapacidad sobrevenida a raíz de las lesiones sufridas.

 

900901450 – Teléfono y Consulta gratuita