¿Qué hacer si he tenido un accidente de bicicleta en carretera?

¿Qué hacer si he tenido un accidente de bicicleta en carretera?

Saber qué hacer si se tiene un accidente de bicicleta en carretera es fundamental para conocer los derechos que nos asisten como víctimas de un accidente. Los accidentes de bicicleta de mayor gravedad se producen en carretera. Los últimos siniestros ocurridos en las últimas semanas en nuestro país han disparado todas las alarmas sobre la seguridad de los ciclistas.

Los accidentes en las vías interurbanas se han disparado en los últimos años. Según datos de la Dirección General de Tráfico, entre 2011 y 2015 se han producido más de 8.200 accidentes donde se han visto involucrados ciclistas.

TENER UN ACCIDENTE DE BICI EN CARRETERA

De acuerdo con datos de la DGT, en los últimos 10 años han fallecido más de 400 personas en accidentes de bicicleta. Los principales factores que intervienen en estos accidentes son la velocidad o la distracción, junto con conductores que provocan el accidente circulando bajo los efectos del alcohol o las drogas.

El ejemplo más común es el conductor que no respeta los límites de velocidad, arrollando al ciclista en una recta en carretera interurbana y equipado con su correspondiente casco de protección.

Influye también que la mayoría de los conductores no respetan la distancia de seguridad de metro y medio que debe dejarse siempre al adelantar a un ciclista. El peligro aumenta porque al pasar a gran velocidad tan cerca del ciclista las turbulencias de aire que provoca el vehículo al rebasarle puede desequilibrarle haciéndole caer.

Los ciclistas son los usuarios más desprotegidos en las carreteras, llegándose en 2015 a contabilizar más de 2000 siniestros con usuarios de bicicleta, y en lo que va de este año 2017 han fallecido 21 ciclistas.

La Seguridad Vial de los ciclistas se ha convertido en una de las prioridades de la Dirección General de Tráfico que ya está estudiando una serie de medidas para poner en marcha lo antes posible, y la Comisión de Seguridad Vial del Congreso ha redactado una serie de medidas nuevas para añadir a las ya existentes, como son el incremento de los controles de alcohol y drogas, la señalización de rutas ciclistas seguras, o un análisis de los accidentes en los que se ven involucrados los ciclistas.

¿ME PUEDEN INDEMNIZAR POR EL ACCIDENTE?

Si sufrimos un accidente de bicicleta en carretera podremos reclamar una indemnización siempre y cuando no hayamos sido culpables exclusivos del siniestro.

Por las especiales características de los siniestros en bicicleta, puede haber dudas en cuanto al modo de ocurrir el mismo, o incluso que de los elementos probatorios que tengamos se deduzca que hay una culpa compartida entre el ciclista y el otro conductor. Esto no significa que no tengamos derecho a indemnización, sino que el importe de la misma se va a reducir en proporción al porcentaje de culpa que tenga cada una de las partes involucradas en el accidente.

De ahí la importancia de tener claro que para saber si tengo derecho a reclamar indemnización lo primero que tengo que acreditar es la culpa en el mismo. Por norma la aseguradora siempre va a negar el pago de indemnización alguna si tiene la más mínima duda sobre la responsabilidad.

Los principales medios de prueba para acreditar la culpa son el atestado levantado por la Guardia Civil, de ahí la importancia de llamarles siempre para que acudan al lugar del accidente, y si a causa de las lesiones que hemos sufrido nos evacúan los servicios de emergencias, deberemos acudir lo antes que podamos a declarar para dar nuestra versión del mismo y que no solo conste la del conductor implicado, que puede aprovechar para eximirse de responsabilidad.

Los testigos del accidente también son importantes para que puedan en caso de ser necesario testificar dando su versión del accidente si finalmente es necesario reclamar judicialmente la indemnización que nos corresponda.

¿CUÁL ES LA CUANTÍA DE LA INDEMNIZACIÓN?

La cuantía de la indemnización por accidente de bicicleta a percibir va a depender de los daños personales y materiales que hayamos sufrido. Cuanto mayores sean, más subirá la indemnización a reclamar.

Dentro de la indemnización se reclamarán por una parte los daños materiales de la bicicleta, y por otro lado las lesiones.

El tiempo que puede durar la tramitación del caso vendrá marcado por el periodo de curación del lesionado, ya que no es lo mismo curar de una fractura que sufrir lesiones muy graves que impliquen tiempo de hospitalización, operaciones médicas o un largo periodo de incapacidad. Todo ello determinará la cuantía de la indemnización a percibir.

Las lesiones deberán estar muy bien acreditadas desde el principio, y debe procurarse contar con toda la documentación médica que podamos, y que nuestro abogado nos irá solicitando, que incluye tanto informes de urgencias, como de nuestro médico de cabecera, traumatólogo, informes de rehabilitación, partes de baja laboral, justificantes que acrediten un periodo de inmovilización o incapacidad para realizar las tareas básicas de la vida diaria y cualquier otro informe que indique no solo el tiempo que hemos tardado en restablecernos, sino las posibles secuelas que nos queden tras el alta médica y cualquier incapacidad derivada directamente del accidente de bicicleta sufrido.

¿PUEDO RECLAMAR MI BICICLETA?

La bicicleta se reclama en el apartado correspondiente a los daños materiales, como parte de la indemnización.

Según el tipo de daños que haya sufrido la bicicleta se podrá reclamar el importe de la reparación, para lo cual será necesario aportar factura o presupuesto de arreglo, teniendo en cuenta que la aseguradora seguramente querrá peritarla. Si la reparación es más cara que el valor de mercado de la bicicleta a fecha del accidente la aseguradora nos abonará el valor venal de la misma.

En la indemnización por los daños materiales se incluirán también los producidos en cualquier objeto que portáramos en momento del accidente, como el casco, móviles, dispositivos deportivos, gafas de sol o de ver, etcétera, para lo que habrá que aportar factura o presupuesto de arreglo y demostrar que los llevábamos en el momento del siniestro.

 

Llámanos sin compromiso y te informaremos.

900901450 – Teléfono y Consulta gratuita