Accidentes de bicicletas mortales

Accidentes de bicicletas mortales

Conoce que ocurre en los casos de accidentes de bicicleta mortales siendo culpable el conductor del vehículo contrario o si el culpable es el ciclista, que se puede reclamar en cada caso y cómo te pueden ayudar los abogados.

En los últimos años, ha crecido la siniestralidad, y ello implica que las víctimas de accidentes de bicicleta deben conocer las distintas situaciones que pueden darse en este tipo de siniestros para saber si pueden reclamar por los daños y perjuicios sufridos.

En este post vemos qué ocurre cuando la víctima es el ciclista, y, por el contrario, cuando el mismo resulta culpable del accidente de tráfico.

Sea uno u otro caso, el asesoramiento de un abogado para accidente resulta fundamental para valorar el caso en su conjunto y poder determinar cuándo es factible tramitar una reclamación.

SI EL CULPABLE ES EL CONDUCTOR DEL VEHÍCULO CONTRARIO

El primer escenario que puede producirse es el accidente de bicicleta en el que el culpable es un tercero, normalmente un vehículo.

Los accidentes de bicicleta mortales en este caso suelen producirse en las vías interurbanas. Hemos conocido en los últimos tiempos siniestros que responden todos ellos a una misma dinámica, y es cuando uno o varios ciclistas son arrollados por un vehículo mientras pedalean por una carretera.

Las causas más frecuentes son que el conductor no respeta la distancia de seguridad de metro y medio que debe dejarse al sobrepasar a un ciclista, pero también el exceso de velocidad y la falta de atención.

En muchos de estos casos, los conductores responsables daban positivo en los controles de alcohol y drogas, y en varios de ellos también se marchan del lugar sin detenerse tras el atropello del ciclista.

Supuestos como estos son especialmente graves y en la mayoría de los casos las lesiones son de gran entidad o el accidente de bicicleta resulta mortal para el ciclista.

En estos casos, la responsabilidad recae, lógicamente, en el conductor del vehículo, y en estos casos es su compañía de seguros quien deberá hacerse cargo de las indemnizaciones que correspondan al ciclista por los daños y perjuicios sufridos.

Si el accidente de bicicleta es mortal, estas indemnizaciones se reclamarán por los familiares del ciclista fallecido, atendiendo a los criterios recogidos en el Baremo de Tráfico.

En uno y otro caso (lesiones muy graves y fallecimiento), las cuantías económicas de las indemnizaciones suelen ser muy elevadas, y las aseguradoras no suelen valorarlas en su justa medida, ofertando siempre por debajo de lo que debería corresponder a la víctima, por lo que es muy importante que los perjudicados cuenten con el apoyo y respaldo legal de un abogado para accidente de bicicleta.

SI EL CULPABLE ES EL CICLISTA

El segundo escenario de accidentes de bicicleta mortales lo constituyen aquellos siniestros donde la culpa recae en el ciclista.

En la inmensa mayoría de los casos se trata de atropellos a peatones, y en muchos de ellos la víctima es una persona de edad avanzada.

En este tipo de accidentes hay que tener en cuenta no solo que el peatón atropellado por el ciclista resulte herido o fallecido en el siniestro, sino también que el propio ciclista resultará, seguramente, también con lesiones, si bien su responsabilidad en el accidente implica que, en su caso, no podrá reclamar indemnización alguna si es culpable exclusivo del siniestro.

El carril bici es uno de los puntos donde más atropellos se producen, siendo en muchas ocasiones provocados por los peatones que los invaden sin asegurarse de que pueden cruzar sin peligro.

En otros casos, el atropello se produce porque el ciclista infringe alguna norma de circulación, o, por ejemplo, circula por la acera cuando debe bajarse de la bicicleta y caminar andando en estos tramos, igual que en los pasos de peatones.

Si se demuestra que el ciclista ha sido el culpable, tendrá que responder de los daños y perjuicios sufridos. Y en este punto es importante tener en cuenta que, si el ciclista ha asegurado su bicicleta, el seguro le va a cubrir los daños a terceros (que no los propios si es responsable).

Pero si no cuenta con seguro de bicicleta, tendrá que responder con su propio patrimonio de las indemnizaciones a las víctimas del atropello. Y aquí hay que tener cuidado, porque como haya provocado el fallecimiento del peatón, las compensaciones económicas son de tal entidad que pueden arruinar al responsable.

¿QUÉ PUEDO RECLAMAR?

En este punto la respuesta es diferente según sea el ciclista víctima o culpable.

En los accidentes de bicicleta mortales donde el fallecido es el propio ciclista por culpa exclusiva de un tercero, sus familiares son quienes podrán reclamar las indemnizaciones que corresponda.

Para ello lo primero que deben hacer es asesorarse con un abogado para accidente de bicicleta. Las compañías de seguros en estos casos actúan muy rápido, y es evidente que los perjudicados desconocen qué pueden reclamar y cómo hacerlo, por lo que la ayuda legal de expertos ajenos a las compañías resulta fundamental.

Las indemnizaciones varían según los casos, partiendo de los beneficiarios que según el Baremo de Tráfico pueden reclamar las cuantías económicas que les corresponden siguiendo los criterios normativos que son de aplicación a cada caso.

El nuevo Baremo de Tráfico 2016 ha modificado sustancialmente las cuantías indemnizatorias en caso de fallecimiento, pero dada su complejidad, es necesario contar siempre con una asesoría legal especializada.

En el caso contrario, es decir, los accidentes de bicicleta mortales, pero donde el fallecido es un tercero, normalmente un peatón, el ciclista, aunque se haya lesionado, si es culpable exclusivo, no podrá reclamar nada.

Por el contrario, si el peatón ha fallecido, se genera el derecho a que se reconozca e indemnice a sus beneficiarios por los daños y perjuicios derivados de su muerte.

¿CÓMO TE PUEDEN AYUDAR LOS ABOGADOS?

Los accidentes de bicicleta mortales, en uno o en otro caso, son complejos y largos en el tiempo, y si no se gestionan con profesionales especialistas en la materia, las indemnizaciones que se perciban por los beneficiarios podrían ser más bajas de lo que correspondería.

Los abogados para accidente son expertos que dominan la normativa y conocen de cerca todos los pasos a dar en la reclamación.

Teniendo en cuenta el tipo de siniestro de que se trata, la responsabilidad tiene que estar muy bien acreditada (atestado, parte amistoso, testigos, etcétera), y la valoración y cuantificación de los daños también.

En ocasiones este tipo de accidentes pueden dar lugar a responsabilidades penales, que se tramiten judicialmente y que van a requerir de la asistencia legal de un letrado.

Por eso, tanto en uno como en otro caso, los abogados pueden ayudar a determinar, aclarar y probar, por un lado, la dinámica del accidente, y por el otro a valorar adecuadamente la indemnización que deba reclamarse, tanto si el asunto se puede ventilar por vía extrajudicial como si es por vía judicial.

LEGALCAR ABOGADOS

En el equipo de LEGALCAR ABOGADOS contamos con todos los profesionales cualificados que hacen falta para tramitar accidentes de bicicleta mortales, con abogados, peritos, tramitadores, actuarios y cualquier otro experto que fuera necesario para garantizar el éxito de la reclamación.