Accidentes de coche con el nuevo baremo de tráfico

Accidentes de coche con el nuevo baremo de tráfico

Os hablamos de los Accidentes de coche con el nuevo baremo, ya que en el mes de enero de 2016, 84 personas fallecieron en un accidente de tráfico en diversa carreteras españolas, muchas de ellos en accidentes de coche. El mismo mes del pasado año 2015 se registraron cuatro víctimas mortales más que en esta ocasión, tal y como señala la Dirección General de Tráfico (DGT), llegando hasta 80 el número de siniestros mortales y 88 fallecidos en accidente de tráfico en España.

En lo que concierne a las indemnizaciones desde el punto de vista legal, la entrada en vigor del nuevo Baremo Legal de Tráfico el 1 de enero de 2016 ha supuesto un cambio notable en las indemnizaciones a los fallecidos, incluyendo ahora además, la asimilación de perjudicados a los familiares cercanos a la víctima. Como ejemplos utilizamos esta infografía que publicó la DGT a finales del año pasado, cuando el Baremos sólo era un proyecto pero que ahora es una realidad:

Fallecidos en accidente de coche

En general las cuantías de las indemnizaciones se han visto disminuidas, como por ejemplo los días básicos de curación, los días de perjuicio moderado (que vendrían a ser los anteriores días impeditivos) y, sobretodo, las cervicalgias. Pero el caso concreto de los fallecimientos ha tenido una sensible reforma en cuanto a las cuantías, al igual que ha ocurrido con las indemnizaciones que se deriven de incapacidades.

La indemnización por fallecimiento en accidente de tráfico está regulada en los artículos 61 y siguientes del Baremo Legal de Tráfico. Una de las novedades principales del nuevo Baremo Legal de Tráfico es que introduce la figura de los perjudicados, es decir, beneficiarios de una indemnización por el fallecimiento de un familiar que se vean especialmente afectados por la muerte de la víctima. Entre estos perjudicados están los cónyuges, ascendientes, descendientes, hermanos y allegados.

Para calcular la indemnización el nuevo sistema que se utiliza es el de los tres tipos de perjuicios que se van sumando, a saber: perjuicio personal básico, perjuicio personal particular, perjuicio patrimonial (daño emergente y lucro cesante).

  • El perjuicio personal básico, aplicándolo a los casos de fallecimientos en accidentes de tráfico, es el que sufre cada perjudicado por la muerte de la víctima, es decir, por entrar dentro de ese grupo de beneficiarios que recoge el nuevo Baremo Legal. El perjuicio personal básico se recoge en la Tabla 1.A.
  • El perjuicio personal particular hace referencia a las cantidades de otro tipo de perjuicios que resulten por la vinculación o dependencia del perjudicado con la víctima. Por ejemplo, un hijo que pierde a su padre en un accidente de tráfico y vive y depende de él. El perjuicio personal particular se recoge en la Tabla 1.B, donde se recogen todas las circunstancias posibles que, en caso de concurrir varias de ellos, se suman.
  • El perjuicio patrimonial se refiere a los gastos y perjuicios que el fallecimiento del familiar ha causado. El nuevo Baremo Legal diferencia entre daño emergente y lucro cesante a partir de las Tablas 1. C. El daño emergente es aquel perjuicio patrimonial que supone a los perjudicados el fallecimiento de la víctima. El lucro cesante, sin embargo, es la cuantía que los beneficiarios o perjudicados que dependían directamente de la víctima dejan de percibir a causa de su fallecimiento.

Como siempre recomendamos desde LegalCar, lo mejor es que los familiares y allegados del fallecido en el accidente de tráfico se pongan cuanto antes en contacto con nuestro despacho. Somos especialistas en accidentes de tráfico con fallecidos y grandes lesionados. Nos avalan nuestros más de 20 años de experiencia y contamos con el mejor equipo de profesionales dedicados en exclusiva a esta materia tan sensible como son los fallecimientos en los accidentes de tráfico.

Estos son algunos de los accidentes de coche que se han producido en Madrid a lo largo del último mes, unos con víctimas mortales y otros con heridos de diversa consideración.

Muere un hombre en accidente de tráfico al salirse de la vía

Un hombre de 52 años perdió la vida el mes pasado en la carretera M-506, correspondiente al municipio de Fuenlabrada, en Madrid, después de que el autocar que conducía se saliera de la vía y volcara sobre la carretera.

Los Servicios de Emergencia de la Comunidad de Madrid que llegaron hasta el lugar del accidente no pudieron hace nada por salvar la vida de la víctima, único ocupante del vehículo con plazas para 60 pasajeros. El Cuerpo de Bomberos de Fuenlabrada sacó del autocar el cuerpo sin vida del conductor, quien estaba atrapado por la cabeza entre la cabina y la calzada.

La víctima presentaba diversas lesiones de considerable gravedad y politraumatismos que provocaron su muerte prácticamente al instante de producirse el terrible siniestro. La fuerte lluvia de aquel día pudo ser una de las causas que llevaron al conductor del autocar a perder el control del vehículo y salirse finalmente de vía.

Desde el punto de vista legal, estamos ante un caso en el que al responsabilidad del siniestro no es achacable a un tercero, pues no ha quedado demostrado que haya responsabilidad de otro vehículo, pudiendo haberse producido el accidente por causas de fuerza mayor o por una imprudencia de la propia víctima (no adecuación de la velocidad a las circunstancias del clima, del tráfico, etc.).

En ambos casos, fuerza mayor y culpa exclusiva de la víctima, la legislación en materia de tráfico prevé que no tendrán derecho a una indemnización alguna ni familiares ni perjudicados por el fallecimiento de este conductor, puesto que su muerte no es achacable directamente a la conducta de otro conductor y, por tanto, no existe responsable civil directo. A esta conclusión llegamos en aplicación de los artículos 1 y 7 de la Ley de Responsabilidad Civil y Vehículos a Motor, así como el nuevo Baremo de Tráfico, que ha entrado en vigor el 1 de enero de 2016.

Choque frontal entre dos coches

Un accidente de coche tras una colisión frontal en el municipio Hoyo de Manzanares, en la Comunidad de Madrid, se salda con tres heridos con lesiones de diversa índole. Dos de los tres heridos son un hombre y una mujer de 70 años de edad, quienes fueron trasladados al Hospital Puerta del Hierro.

El varón de 70 años presentaba un traumatismo craneoencefálico de leve a moderado, mientras que la mujer sufrió algunas policontusiones, el mismo diagnóstico para el tercer herido en el accidente, un hombre de 50 años.

Por otro lado, los bomberos que se presentaron en el lugar del accidente de coche no tuvieron que liberar de sus respectivos vehículos a ninguno de los heridos.

Para poder saber si tienen derecho a una indemnización habrá que definir la responsabilidad de uno y otro conductor en la producción del accidente. Como comentamos en otras entradas de nuestro Blog, los ocupantes tienen siempre derecho a cobrar una indemnización, por tanto, les es igual si uno u otro tienen responsabilidad, puesto que van a cobrar independientemente de quién tenga la culpa. El definir quién es el responsable solo va a definir qué aseguradora se hará cargo de su indemnización.

Colisión de turismo en Colmenarejo, en Madrid

Otra colisión de un turismo, en este caso en el kilómetro 11 de la carretera M-510, en el término madrileño de Colmenarejo, dejó atrapado y con algunas lesiones a un hombre de 29 años en su vehículo después de chocar contra otro coche.

Ello obligó a la intervención de los bomberos para que la víctima del accidente de coche pudiese salir del automóvil en el que viajaba sola en el momento del siniestro. En cuanto al otro turismo, su único ocupante no sufrió lesión alguna y no tuvo que recibir asistencia por parte de los servicios de emergencia.

Choque frontal entre un camión y una furgoneta

Un choque frontal entre un camión y una furgoneta en la M-841 en Madrid, en San Martín de la Vega, ha provocado lesiones de gravedad en un hombre de 41 años, precisamente el conductor de la furgoneta. En concreto, las heridas atienden a un traumatismo torácico y una fractura de tibia y peroné en el miembro inferior izquierdo.

Asimismo, los bomberos tuvieron que excarcelar a este hombre después de que quedara atrapado en el vehículo como consecuencia del accidente. El conductor del camión, por su parte, tuvo más suerte y salió completamente ileso tras la colisión.

Accidente de coche y positivo por alcoholemia

Un joven que terminó empotrando su coche contra la popular fuente de la Cibeles de Madrid, dio positivo por consumo de alcohol después de que la Policía de Municipal le realizara la prueba de alcoholemia. Según informaron fuentes policiales, el conductor, que iba acompañado por otra persona dentro del coche, llegó a cuadriplicar la tasa máxima de alcoholemia permitida.

A pesar de lo aparatoso del accidente coche, ni el conductor ni su acompañante sufrieron daño alguno. Tampoco el monumento, aunque, eso sí,  los bomberos necesitaron un buen rato para terminar de sacar el vehículo del interior de la fuente de la Cibeles.

Calcular indemnización por accidente de tráfico