900 901 450 / 637 637 637 - Teléfono gratuito

El pasado domingo una pareja de septuagenarios fue arrollada por un conductor que huyó del lugar a pie, sin embargo gracias a la ayuda de testigos fue localizado y ya se encuentra detenido.

El accidente ocurrió en horas de la noche, después de que el vehículo se incoporara a la Calle Arturo Soria, donde chocó contra un coche que iba en su dirección, posteriormente contra otro que venía en la dirección contraria. El conductor no se detuvo y siguió avanzando hasta la calle Ulises donde derribó una señal de tráfico y posteriormente atropelló al matrimonio.

Las víctimas se encuentran gravemente heridas. El hombre de 76 años sufrió una lesión craneoencefálica severa; tras el impacto quedó inconsciente, tuvo que ser entubado y posteriormente trasladado al Hospital de La Paz. Su pareja de 74 años se encontraba también en condición grave; sufrió trauma craneoencefálico leve, traumatismo facial y posible fractura de cadera, siendo trasladada al Hospital Gregorio Marañón.

Según datos de la Mutua Madrileña cada año más de 100.000 personas son atropelladas en España,  del cual más del 60% de los fallecidos son personas mayores de 60 años,  más del 40% de los ancianos que son víctimas de un atropello y no fallecen presentan lesiones graves. Estos tienen secuelas por más tiempo, tardan una media de 12 meses en curarse y pueden pasar más de tres meses hospitalizados.

Aunque las cifras son alarmantes, más del 30% de los atropellos ocurren por imprudencias del peatón. El exceso de velocidad por parte del conductor también suele ser una causa frecuente, lo que quiere decir que estas cifras pueden mejorar si aumenta la prevención por ambas partes.

Complicaciones en atropellos para personas mayores

 

Fractura de Cadera/muslo

La mayoría de los adultos mayores víctimas de un atropello sufren fracturas de caderas, viéndose afectada  la movilidad del anciano y tardando mucho tiempo en sanar. Además tienen tendencia a generar secuelas y fuertes dolores repetitivos. El proceso de rehabilitación es clave para evitar secuelas.

El tipo de tratamiento dependerá de la gravedad de la fractura, en su mayoría requieren intervención quirúrgica, en esta etapa es importante reforzar el estado anímico de la persona debido a que al verse “postrada” en una cama el ánimo de la persona puede decaer y afectar el proceso de recuperación. Algunos afectados se recuperan completamente, sin embargo otros necesitaran un bastón o caminador, sin embargo un 20% tiene probabilidad a tener que vivir en una casa de reposo.

En caso de ser testigo de un atropello de personas de edad avanzada y se quiere brindar asistencia, se debe preguntar al anciano si tiene dolor al mover, igualmente se debe estar atento a que el miembro toma una posición de acortamiento y rotación. En cualquier caso es importante no mover a la víctima hasta que lleguen los paramédicos ya que cualquier movimiento puede empeorar la lesión.

Lesiones Neurológicas

Entre las lesiones más comunes en ancianos se encuentran los traumatismos craneoencefálicos, estos hacen referencia a cualquier traumatismo recibido en el cráneo, cuero cabelludo y/o cerebro.  Estas lesiones pueden causar sangrados en el tejido cerebral, afecciones en la medula espinal, cambios de funcionamiento del cerebro, entre otros.

Depende del grado de la lesión y la salud del paciente puede ser necesaria una operación, cuya recuperación suele ser tardía en personas con más de 60 años,  además se recomienda rehabilitación con fisioterapia, terapias neuropsicológicas y constante visitas al médico de cabecera para comprobar la evolución de la lesión.

En caso de este tipo de heridas, no se debe mover a la persona si no se tienen conocimientos médicos y tampoco retirar objetos que sobresalgan de la herida.  Se puede tratar de detener el sangrado con un pedazo de tela limpio mientras se espera la llegada de la ambulancia.

Consejos para prevenir atropellos

 

Consejos para peatones

  • Respeta las señales de tráfico: muchos peatones cruzan el paso peatonal cuando el semáforo está en rojo, pensando que ningún vehículo va a pasar, sin embargo un vehículo que vaya con exceso de velocidad puede impactarte. El riesgo de impacto aumenta si quien infringe la norma es un anciano, debido a que sus reflejos son mucho más lentos.
  • Está atento: mientras esperas el cambio de luz, pon atención a la vía y mantente lo suficientemente alejado de la calle, para que tengas espacio para reaccionar en caso que un vehículo se salga de la carretera.
  • Mira antes de cruzar: En las calles donde no haya semáforo, mira antes de cruzar y asegúrate que el conductor te ha visto antes de cruzar, muchos peatones cruzan sin verificar que el coche se encuentre lo suficientemente lejos y tenga espacio y tiempo para frenar.
  • No olvides los garajes: mientras camines por las aceras estate atento a las salidas de garajes. La visión para el conductor suele ser más limitada. Ambos deben estar atentos.

Consejos para conductores

  • Respeta los límites de velocidad: mientras más alta la velocidad menor será la capacidad de reacción y el tiempo para frenar.
  • Evite distracciones: el móvil, GPS, incluso la radio pueden representar distracciones para los conductores, evita quitar la vista del cristal y de los espejos retrovisores.
  • Precaución: los conductores deben chequear al salir y entrar a un garaje la presencia de un peatón, también a realizar cruces en intersecciones. Se debe tener doble cuidado al aparcar, sobretodo en retroceso, pueden haber personas atrás.
  • No esperes a frenar justo al llegar al paso de peatón: algunas veces en el paso peatonal donde no hay semáforos puede parecer que no hay presencia de  peatones, sin embargo por precaución reduce la velocidad en caso de que alguien decida cruzar, así podrás frenar de forma tranquila.

¿Qué hago si soy testigo o víctima de un atropello?

 

Lo ideal sería prevenir estos accidentes, sin embargo si eres testigo o víctima es importante que no olvides hacer lo siguiente:

  • Llama a emergencias, indica la dirección, qué ha pasado y cuántas personas heridas hay.
  • Trata de socorrer a las víctimas, ¡sin moverlas! Puedes preguntar cómo se sienten, dónde presentan dolor y tratar de parar sangre con una tela limpia.
  • Alerta al resto de coches sobre lo que ha ocurrido, con señales para que bajen la velocidad.
  • Identifica al conductor.
  • Si fuiste arrollado no intentes levantarte, espera que lleguen los servicios sanitarios.