¿Qué pueden reclamar los ocupantes de un accidente?

¿Qué pueden reclamar los ocupantes de un accidente?

Generalmente, cuando ocurre un accidente de tráfico todos los ocupantes del vehículo sufren algún tipo de daño o lesión y estos pueden ser indemnizados. La DGT así lo confirma en su informe de siniestralidad vial de 2014. En este año el 43% de los fallecidos en turismos eran ocupantes y  el 31% de los heridos hospitalizados tampoco viajaban como conductores.

Lo que mucha gente no sabe es que los ocupantes siempre tienen derecho a una indemnización, sin importar si el conductor del coche o vehículo en el que se transportaba tuvo la culpa del accidente. Esto se debe a que en todas las pólizas de seguros, la compañía se hace cargo de los daños a terceros, lo que incluye conductor contrario y ocupante de ambos vehículos.

INDEMNIZACIONES A OCUPANTES 

Para reclamar una indemnización como ocupante, se debe llamar o ponerse en contacto con la compañía de seguros del coche que ha tenido la culpa. Como en cualquier otra indemnización, deberás hacer una recopilación de los informe médicos de los que dispongas hasta el momento de oficializar la reclamación, de esta forma, la compañía evaluará la indemnización a pagar a la víctima.

El ocupante tiene derechos  recibir la indemnización integra por:

  • Puntos por secuelas: las secuelas son las molestias o dolencias que quedan en la víctima, una vez que ha terminado el tratamiento rehabilitador. Estas son evaluadas y ponderadas de acuerdo a lo que indique el Baremo de Tráfico. La indemnización por esta casusa, dependerá de los puntos otorgados por la secuela y la edad del lesionado. Cabe destacar que las secuelas pueden ser: físicas, psicológicas o estéticas.
  • Perjuicio Personal Básico: corresponde a los días en que el lesionado ha estado recuperándose de su lesión, pero que sin embargo no ha comprometido su calidad de vida, anteriormente se conocían como días no impeditivos. Estos se indemnizan con 30 euros por día.
  • Perjuicio Personal Particular: se refiere a los días en que la víctima del accidente ha estado recuperándose, viéndose comprometida su calidad de vida. Dependiendo de la gravedad de la lesión se dividen en: moderado, grave y muy grave, dejándose las últimas dos categorías para los días que la persona ha estado hospitalizado. La indemnización en estos casos es de 52,75 y 100 euros respectivamente.
  • Perjuicio Patrimonial: es probable que tras el accidente hayan surgido algunos gastos imprevistos al ocupante lesionado, por lo que si pruebas que estos han sido derivados del accidente, la compañía deberá indemnizar su importe. Incluyéndose los gastos de asistencia sanitaria, lucro cesante y otros gastos resarcibles contemplados en el Baremo de Tráfico.

En estos casos  suele haber confusión, cuando el accidente ha sido culpa de ambos conductores, pues el pasajero no sabe a qué compañía reclamar, pues debe reclamar a ambas y estas indemnizaran a la victima de acuerdo al porcentaje de culpa que haya tenido cada implicado, siempre totalizando en su totalidad al ocupante. La única disputa que puede haber es que las compañías no se pongan de acuerdo en qué va a indemnizar cada una, sin embargo esto deben resolverlas estas por su cuenta.

LOS OCUPANTES 

Siempre comentamos que los accidentes en moto, suelen ser los de mayor peligrosidad, teniendo heridas muy graves tanto conductor como pasajero. A continuación vamos a comentar un caso real que gestionamos en LegalCar.

M.A.J y su esposo J.A.S sufrieron un accidente en su moto, mientras realizaban un paseo por los alrededores de Madrid, el accidente se produjo porque en la carretera había una grieta que hizo que J.A.S perdiera el control de la moto provocando que ambos se cayeran. Afortunadamente el accidente no pasó a  mayores, pues cayeron a un lado de la carretera. Tras el accidente, M.A.J sufrió una fractura de su brazo derecho pues este quedo bajo todo el peso de su cuerpo tras la caída, J.A.S por su parte sufrió  contusiones, pero anda excesivamente grave porque iba bien protegido.

Cuando J.A.S se puso en contacto con nosotros tenía muchas dudas –como es normal en estos temas- lamentablemente el esposo de la lesionado no tenía derecho a reclamar una indemnización, pues en el atestado se alega que el accidente ocurrió por una imprudencia del conductor; pero al llamarnos solo querían confirmar que su esposa tampoco tenía derecho o que tendría que denunciarlo para poder recibir una indemnización.

Esta pareja llamó en el momento indicado a nuestro despacho, porque pudimos resolver sus dudas que se encontraban un poco alejadas de la realidad.

Al final de este caso logramos obtener la indemnización que les correspondió a M.A.J por sus lesiones, por lo cual la pareja quedó muy contenta a pesar del mal rato que pasaron luego del accidente.

Uno de estos fue el de un grupo de chicas que sufrió un accidente grave en su coche.

A.L.S de 19 años y sus tres amigas de edades similares, emprendieron un viaje por carretera en Semana Santa, viaje que lamentablemente terminó con un accidente, que se provocó por una mala maniobra de la conductora, quien se asustó luego de que un coche la adelantara de una forma muy temeraria, provocando que se salieran de la vía y chocaran contra una señal de tráfico.

El conductor que en teoría provocó el accidente se dio a la fuga y decimos en teoría porque en este caso el atestado también indicó que la culpa había sido de la joven, quien por suerte no sufrió heridas graves tras el siniestro, caso contrario de A.L.S quien viajaba como copiloto y sufrió fracturas en su piernas, pues el choque con la señal ocurrió justo del lado en el que ella se encontraba.

Las ocupantes de la parte trasera sufrieron heridas menos graves, pero también ayudamos a gestionar su indemnización; pues la madre de A.L.S se puso en contacto con el despacho cuando su hija se encontraba recuperándose de las lesiones. Pudimos gestionar el cobro de la indemnización de A.L.S por sus fracturas y también de sus otras compañeras.

LOS OCUPANTES DE UN AUTOBÚS

Cuando un accidente ocurre en un autobús, los procedimientos varían un poco, porque en estos casos el viajero está amparado por el seguro de viajero obligatorio, por lo que es a esta entidad a la que hay que reclamar.  Los accidentes de autobús pueden pasar de muchas maneras, incluso no hace falta que el autobús choque, pues fácilmente puede deberse a una caída generada por un movimiento brusco realizado por el conductor.

Dicho la anterior vamos a explicar la forma de proceder dependiendo de cómo ocurra el accidente con una fotografía.

accidente autobús

LOS OCUPANTES DE UN TAXI

 

Al igual que en cualquier otro tipo de accidente, el ocupante de un taxi tiene derecho a reclamar una indemnización por sus lesiones, como siempre, todo depende de quien haya generado el accidente.

Hace unos meses R.G.P se comunicó con nosotros a través de nuestra cuenta de Facebook para consultarnos su caso, pues había sufrido un accidente en un taxi en la madrugada, cuando quería trasladarse a su domicilio tras una fiesta. En el camino, un coche conducido por un joven ebrio impactó con el taxi mientras este estaba estacionado en un semáforo. R.G.P quien se encontraba en la parte de atrás sufrió múltiples lesiones entre ellas una lesión cervical y luxación de hombro. El chofer del taxi también sufrió lesiones.

En este caso hubo que realizar la reclamación a la compañía del conductor contrario, quien dio positivo en el control de alcoholemia. En estos casos la compañía cumple la función de acreedores y luego el conductor debe reponer la cantidad. Además del pago de la multa por conducir bajo los efectos del alcohol y posibles cargos judiciales.