¿Qué cubre mi seguro médico si tengo un accidente de tráfico?

¿Qué cubre mi seguro médico si tengo un accidente de tráfico?

¿Has sufrido un siniestro y no sabes qué cubre tu seguro médico? Conoce quién se hace cargo de los gastos médicos en caso de accidente, cómo funcionan los Convenios Sanitarios y qué ocurre si no tienes seguro.

Una de las dudas más frecuentes que muchos perjudicados por accidentes de circulación tienen se refiere a quién va a hacerse cargo de sus gastos sanitarios derivados del siniestro y dónde acudir a tratarse de sus lesiones. Se piensa erróneamente que es la Seguridad Social quien se ocupa de las asistencias derivadas de un accidente.

Pero la realidad es que no es así, y que quién asume los costes derivados de la atención a los perjudicados en un siniestro de tráfico son las Compañías aseguradoras, o el Consorcio de Compensación de Seguros, según el caso de que se trate.

¿Quién se hace cargo de los gastos médicos en caso de accidente?

El elemento determinante para saber quién se hace cargo de los gastos médicos en caso de accidente es la culpabilidad, ya que la misma va a determinar la aseguradora que se hará cargo de esos costes.

Partimos de que todo vehículo a motor que circula por nuestro país debe contar con un Seguro de Responsabilidad Civil Obligatoria, con unas coberturas que varían según sea la víctima conductor u ocupante.

Así, cuando, por ejemplo, dos vehículos se ven involucrados en un accidente, el conductor no culpable y sus ocupantes, si los lleva, tendrán cubiertos sus costes médicos por la aseguradora del otro vehículo, responsable del siniestro.

Y, si se trata del vehículo culpable y lleva ocupantes, su Seguro de Responsabilidad Civil Obligatoria cubrirá a los pasajeros, pero No al conductor, porque es el responsable del accidente.

En resumen: cuando no somos conductores culpables del accidente reclamaremos todos los gastos médicos que tengamos a la aseguradora del vehículo responsable, y cuando somos ocupantes reclamaremos a la compañía del vehículo en el que viajamos si es culpable o a la del contrario, en caso de que tenga la responsabilidad.

Los Convenios Sanitarios de las aseguradoras

Los Convenios Sanitarios entre Hospitales y Centros de Salud de las comunidades autónomas, el Consorcio de Compensación de Seguros y UNESPA se firmaron en su momento para ordenar y agilizar los trámites de atención a las víctimas de accidentes de tráfico, destacando:

  1. Los Convenios de Asistencia Sanitaria en el Sector Público: la víctima acude al Hospital de que se trate y éste factura a la compañía los gastos de asistencia sanitaria que haya requerido.
  2. Convenio de Asistencia Sanitaria en el Sector Privado (conocido como Convenio UNESPA), al que pertenecen solo determinados Centros, Clínicas y Hospitales.
  3. Convenio de Emergencias Sanitarias, que cubre la ayuda o asistencia a las víctimas en el lugar del accidente y el traslado al Hospital.
  4. Convenio con el SAMUR, suscrito en el ámbito de la Comunidad de Madrid.
  5. Convenio entre los Servicios Públicos de Salud y el Consorcio de Compensación de Seguros, que cubre gastos de asistencia futura a grandes lesionados por accidentes, y también los casos de víctimas que no cuentan con seguro, entre otras prestaciones.

¿Cómo decide la víctima de un accidente dónde acudir a tratarse de sus lesiones?

  1. Puede acudir a un Hospital o Centro sanitario Público, que no es lo más aconsejable teniendo en cuenta las largas listas de espera que no favorecen la recuperación del lesionado.
  2. Puede tratarse en el Hospital o Centro Sanitario facilitado por la compañía, que están concertados con ellas, que no recomendamos porque la atención médica que va a recibir la víctima no es objetiva, al estar detrás la compañía, que como es natural quiere pagar el menor tratamiento posible.
  3. Puede acudir al Hospital o Centro privado que quiera, pero tiene que adelantar los costes de su tratamiento médico y después reclamarlos a la aseguradora del responsable del siniestro.
  4. Puede decantarse por acudir a un Hospital o Centro adherido al Convenio UNESPA: puede elegir cualquier de los que están adheridos, y tratarse sin tener que abonar gasto alguno, ya que es el centro quien luego los factura a la aseguradora que corresponda.

¿Y si no tengo seguro?

Es conveniente tener en cuenta, cuando contratamos el Seguro de Responsabilidad Civil Obligatoria, que con él se cubre cualquier daño que nosotros podamos causar a terceros, pero no cubre nuestros daños propios, por lo que es conveniente pensar en coberturas adicionales para que el conductor esté cubierto en caso de accidente.

En el caso de no tener ninguna póliza contratada y sufrir un accidente, será el Consorcio de Compensación de Seguros quien se haga cargo de los gastos sanitarios de las víctimas.

¿Tienes dudas? ¿Has tenido un accidente y necesitas asesoramiento legal? Contacta con LEGALCAR y nuestros letrados podrán ayudarte con tu reclamación y los pasos que debes dar para tramitar la curación de tus lesiones.