Cuando sufrimos un accidente de tráfico hay que seguir unos pasos iniciales, que resultan fundamentales para garantizar el éxito de la futura reclamación tanto de los daños materiales como de los personales. Lo primero de todo es MANTENER LA CALMA, aunque sabemos que los accidentes son hechos traumáticos y que cada persona reacciona de una manera tras sufrirlo.

PRIMEROS PASOS:

 

  • Hacer un parte amistoso a fin de determinar quién es el culpable del accidente de forma clara,  NO PODEMOS OLVIDAR  rellenar qué daños se han producido y si viajaban más personas en el vehículo, tengan o no lesiones en el momento del accidente.
  • En caso de que el conductor contrario manifieste su voluntad de marcharse sin rellenar el oportuno parte amistoso o no reconozca su culpa en el accidente es el momento de llamar a la Guardia Civil o  Policía, para que levanten el oportuno Atestado del accidente.
  • Siempre es interesante poder contar con testigos, por lo que si vemos que hay personas que han podido ver el accidente, es conveniente solicitar los datos para poder localizarle en caso de que la compañía contraria no acepte la responsabilidad. Si podemos, debemos pedirles que declaren o que se esperen a que llegue la policía para que le tomen declaración.
  • Hacer fotografías, antes de mover los vehículos, y si es posible, es interesante poder hacer fotografías de la posición final, así como de los posibles restos de los vehículos que hayan quedado en la vía. Estos restos de los daños de los vehículos pueden ser fundamentales a la hora de valorar la culpabilidad.
  • Si hemos sufrido daños personales debemos llamar a los servicios de emergencias, que además de realizar una primera cura, harán una valoración de las lesiones que reflejaran en un informe. Una vez hecho esto debemos acudir a Urgencias para que nos hagan un informe más exhaustivo de nuestras lesiones y nos hagan las pruebas necesarias para descartar otras más graves.
  • Contar con un letrado experto en accidentes de tráfico, externo a la compañía y que tenga conocimientos médicos, es fundamental, ya que en muchas cosas ocasiones la discusión en los juicios se refiere a las lesiones, y no tanto por la discusión sobre la responsabilidad del accidente, por lo que siempre se ha de contar con un letrado experimentado en reclamación de lesiones y tener un seguimiento médico correcto.
  • En caso de necesitar tratamiento de las lesiones se debe acudir al médico, de manera independiente al del seguro, y que le haga un informe con las lesiones de forma independiente, solicitando  un tratamiento rehabilitador que acredite las lesiones y la sintomatología.
  • En caso de que la compañía no acepte la responsabilidad, acudir a Juicio con toda la prueba que tengamos, testigos, policía, peritos médicos, reconstructores de accidentes, etc.

QUÉ INCLUYE LA INDEMNIZACIÓN A RECLAMAR

 

  • Días de hospital (el  tiempo que haya estado pernoctando en el hospital)
  • Días de impedimento (tiempo que la víctima haya estado impedida para hacer su actividad habitual, normalmente la baja laboral, aunque en casos sin baja también puede haber periodo impeditivo)
  • Días de curación (periodo del lesionado estando ya de alta laboral, pero siguiendo un tratamiento curativo, normalmente la rehabilitación)
  • Secuelas  funcionales: limitaciones de movilidad, dolores, y otros.
  • Secuelas  estéticas: cicatrices, a valorar según donde se encuentren, o amputaciones, que sería los casos más graves de perjuicio estético.
  • Incapacidades : Parciales , totales , absolutas, dependiendo de cada caso.
  • Gastos generados a consecuencia del accidente,  por ejemplo de rehabilitación, gastos médicos, daño emergente  y lucro cesante (ingresos dejados de percibir por el lesionado a causa del accidente)

Para dicha valoración, hay  que contar con la  documentación médica que lo acredite, así como las facturas o documentos que puedan demostrar nuestra posición, por lo que la tarea del abogado es explicar que documentación se necesita, seleccionarla, y asegurarse que el seguimiento médico sea el adecuado.

ABOGADO ESPECIALISTA EN ACCIDENTES DE TRÁFICO

En muchas ocasiones los lesionados piensan que un abogado externo puede salir muy caro, pero no es así,  desde LEGALCAR siempre recomendamos, y es nuestra manera de funcionar,  un abogado especialista que cobre conforme a un porcentaje de la indemnización, que cobre solo si cobra el lesionado y al final del procedimiento. Con esta manera de funcionar del abogado nos garantizamos que el lesionado se sienta más seguro, ya que el letrado va a defender sus intereses con profesionalidad y rigor, y con un importante incentivo, ya que cuanto más cobre el lesionado más cobra el letrado, y en caso de no cobrar el cliente  el letrado tampoco cobra los servicios prestados.

Hay que recordar en este sentido que las compañías de seguros tiene una cobertura dentro del seguro llamada Defensa jurídica, esto significa que la compañía propia tiene a disposición del lesionado una cantidad de dinero para la devolución de la minuta del letrado, por lo que a la víctima el procedimiento le sale gratuito en todo o en parte, dependiendo de la cobertura que tenga en su póliza por este concepto, cantidades que varían desde los 600€ hasta los 6000€.

Consulta a nuestros abogados para accidentes de tráfico totalmente gratis.