• Jorge <b><noscript><img class= Jorge Jabalquinto
  • Joaquín <b><noscript><img class= Joaquín Torres
  • Alicia <br><noscript><img class= Alicia
    Torres
  • Ignacio <b><noscript><img class= Ignacio Pinedo
  • Alejandra Alejandra
Abogados accidentes de tráfico

Un equipo de expertos 24 horas a tu lado.

Nuestra causa justa es ayudar a las víctimas de accidentes de tráfico y sus familias en todo el proceso de reclamación de lesiones y daños materiales.

TODO LO QUE TIENES QUE SABER

Compensaciones por accidentes de tráfico

Si has sido víctima de una accidente de tráfico, seas o no conductor, estos puntos te ayudarán a situarte y comprender el proceso de reclamación.

1. ¿Cuál puede ser la cantidad de mi indemnización?

La cuantía exacta dependerá de los daños materiales y los daños personales sufridos. En muchos casos tu aseguradora no te ofrecerá el pago que te corresponde para ahorrar costes. Nosotros te ayudamos en todo el proceso para conseguir la máxima indemnización por tus daños.

2. ¿Cómo se reclama una indemnización por accidente?

Acude a un profesional especializado en accidentes de tráfico, particular y ajeno a las compañías aseguradoras, para que puedas beneficiarte de imparcialidad e independencia en la defensa de tus derechos como víctima por un accidente de tráfico.

3. ¿Cuánto me costará?

En Legalcar hacemos depender nuestros honorarios de la indemnización que finalmente perciba nuestro cliente. Es decir, cobramos solo si tu cobras. De esta manera, garantizamos a nuestros clientes que siempre lucharemos por la máxima indemnización.

4. ¿Qué puedo reclamar?

Para poder reclamar por los daños y perjuicios sufridos en un accidente de tráfico es necesario no ser el responsable del mismo. Si no hay una culpa exclusiva siempre habrá opciones para reclamar una indemnización, en mayor o menor medida, con alta probabilidad de éxito.

Calcula tu indemnización

Indícanos qué tipo de accidente de tráfico has sufrido y te daremos una aproximación de la indemnización que te corresponde. Si necesitas una respuesta más detallada, llámanos y te ayudaremos.

1
Accidente
2
Daños
3
Agravios
4
Personal

¿Que tipo de accidente ha tenido?

Ud viajaba como

¿Ha tenido un accidente de tráfico?

Tuvo daños materiales a causa del accidente

Tuvo lesiones a causa del accidente

Año del accidente

Días de ingreso en UCI

Días de ingreso en planta

Días de baja o reposo

Días de terapia o rehabilitación

Datos personales

Datos personales

Ud viajaba como

¿Ha tenido un accidente de tráfico?

Tuvo daños materiales a causa del accidente

Tuvo lesiones a causa del accidente

Año del accidente

Días de ingreso en UCI

Días de ingreso en planta

Días de baja o reposo

Días de terapia o rehabilitación

Datos personales

Datos personales

Indique la situación del accidente

Indique la opción que corresponda

Tuvo daños materiales a causa del accidente

Tuvo lesiones a causa del accidente

Año del accidente

Días de ingreso en UCI

Días de ingreso en planta

Días de baja o reposo

Días de terapia o rehabilitación

Datos personales

Datos personales

Tuvo daños materiales a causa del accidente

Tuvo lesiones a causa del accidente

Año del accidente

Días de ingreso en UCI

Días de ingreso en planta

Días de baja o reposo

Días de terapia o rehabilitación

Datos personales

Datos personales

¿De que tipo fue el accidente?

¿Donde tuvo lugar?

Tuvo daños materiales a causa del accidente

Tuvo lesiones a causa del accidente

Año del accidente

Días de ingreso en UCI

Días de ingreso en planta

Días de baja o reposo

Días de terapia o rehabilitación

Datos personales

Datos personales

Muchas gracias por usar nuestra calculadora

ESTAMOS PARA TI

Conoce a tu equipo

Detrás de una víctima de accidente de tráfico hay una persona, y en Legalcar, cuidamos a las personas.

Director

Jorge Jabalquinto

Director de Legalcar. Está absolutamente implicado con la ayuda a las víctimas de accidentes de tráfico.

Equipo 1
  • Equipo 1
  • Equipo 2
  • Equipo 5
  • Equipo 4
  • Equipo 3
SOMOS LO QUE HACEMOS

¿Por qué Legalcar?

Cobertura nacional

Nos desplazamos por toda España dando el mejor servicio.

24/365

Servicio 24 horas, porque un imprevisto puede ocurrir en cualquier momento

Trato personalizado

Ayudamos a las víctimas y las guiamos durante todo el proceso.

100% especialistas

Tramitamos en exclusiva indemnizaciones por accidentes de tráfico y delitos de seguridad vial

1ª consulta gratis

Todas las consultas son gratuitas y sin ningún compromiso.

Máxima indemnización

Apostamos siempre por conseguir la máxima indemnización posible.

HISTORIAS REALES

Martín sufrió un golpe frontal mientras conducía con su familia en el coche.

En el accidente no hubo ninguna víctima mortal, sin embargo su familia ha cambiado por completo.

Martín

"Las secuelas y las visitas al médico forman parte de nuestro día a día."

OTRAS RESEÑAS

Nuestros clientes hablan por nosotros.

Entrevistas

Ayuda a las víctimas.

Somos ese punto de apoyo a la víctima para que pueda superar la experiencia traumática que supone sufrir un accidente de tráfico.

Descarga la App
y haz seguimiento en tiempo real del estado de tu caso.

Resuelve todas tus dudas sobre accidentes de tráfico con contenido exclusivo.

legalcar_prueba_new

Cuando fundamos Legalcar teníamos en mente un único objetivo: ayudar a las víctimas de accidentes de tráfico sirviéndonos de la tecnología más avanzada y del equipo jurídico mejor preparado.”

Jorge Jabalquinto – Director de Legalcar

¿Quieres saber más?

Lee nuestra guía de abogados especialistas en accidentes de tráfico

Es muy común que pueda darse un accidente de tráfico en el que puedas estar implicado de manera individual o con más gente.

Solo en el año 2021, se produjeron 921 accidentes de tráfico con fallecidos entre los implicados, sumando un total de 1.004 personas fallecidas por esta causa. Aunque es una cifra menor que en años anteriores no deja de ser un número elevado que debemos, entre todos, disminuir en la medida de lo posible, ya que muchos de estos accidentes son causados por un mal uso del vehículo (conducción bajo los efectos del alcohol, por ejemplo) o por imprudencias (uso del teléfono móvil, por ejemplo).

En cualquier caso, debemos aclarar  qué es lo que se indemniza en estos supuestos y que factores hay que tener en cuenta para reclamar con éxito.

¿Qué se indemniza por lesiones en un accidente de tráfico?

La indemnización es el resarcimiento económico que la víctima recibe conforme al Baremo Legal de Tráfico. Recibimos multitud de consultas de víctimas que no conocen lo que les corresponde o, simplemente, piensan que por sufrir una lesión concreta pueden recibir una indemnización por esa lesión. Pero la Ley no valora que las víctimas puedan cobrar por el nombre de la lesión, sino por los parámetros que se recogen en el Baremo Legal de Tráfico. Así, vamos a ver dos de los grandes conceptos que se indemnizan en un accidente de tráfico: daños personales y daños materiales.

Los daños personales son las lesiones que ha sufrido la víctima, mientras que los daños materiales son los daños que la víctima de accidente de tráfico sufre en su patrimonio, tanto presente como futuro. Dentro de los daños personales tenemos tiempo de curación y secuelas. Dentro de los daños materiales, tenemos el daño emergente y el lucro cesante.

Vamos a ver qué se indemniza por daños personales.

Daños personales

Tiempo de curación

La Ley permite reclamar el tiempo que la víctima tarda en curarse o en estabilizarse de sus lesiones mientras está recibiendo tratamiento curativo. Esta definición es muy importante: si estoy tres meses de baja por una cervicalgía pero no recibo tratamiento rehabilitador no voy a poder reclamar una indemnización conforme a los tres meses de baja, porque no he recibido terapia curativa. El simple reposo no se indemniza si no va parejo a un tratamiento que trate de curar las lesiones.

Por tanto, el tiempo de curación es el cómputo de todos los días que la víctima está lesionada, recibiendo tratamiento, hasta que las lesiones estén estables o curadas.

¿Qué significa que las lesiones estén estables? Es un término médico de no mejoría, es decir, la víctima está recibiendo tratamiento, pero no mejora de la lesión, por lo que se dice que ha estabilizado. El alta por estabilización lesional marca el final del tiempo de curación. Es decir, si una víctima recibe 30 sesiones de fisioterapia, pero desde la sesión número 20 no mejora, el tiempo de curación se computará hasta la sesión 20, aunque haya hecho 10 sesiones más.

Otra circunstancia a tener en cuenta es si el periodo de baja laboral se extiende más allá del alta de la terapia: como hemos dicho antes, estar de baja laboral por si solo no justifica tiempo de curación, por lo que, si una victima ha estado 90 días de baja pero solo 60 en terapia, su tiempo de curación será de 60 días. Los otros 90 días justificarán que la lesión no ha curado y ha necesitado de reposo después del alta en el tratamiento rehabilitador que ha recibido.

Los días del tiempo de curación se indemnizan conforme al agravio diario que sufre la víctima. Así tenemos cuatro tipos perjuicio personal en función a las tareas (y su importancia) que la víctima no puede realizar en su día a día, a saber: perjuicio personal muy grave, perjuicio personal grave, perjuicio personal moderado y perjuicio personal básico.

El perjuicio personal muy grave tiene que ver con la pérdida total de autonomía de la víctima y se suele asociar a estados de ingreso hospitalario con cuidados intensivos. El perjuicio personal grave, aunque la víctima esté muy limitada, viene a englobar aquellos días en los que ya puede hacer algunas actividades por su cuenta, muy pocas, pero algunas. Suele asociarse con los días de ingreso hospitalario en planta o días de reposo absoluto en domicilio con ayuda de terceras personas para realizar las tareas básicas del día a día. El perjuicio personal moderado hace referencia al reposo o a la baja laboral, es decir, un estado en el que la víctima puede realizar algunas tareas básicas, pero todavía no puede llevar a cabo algunas otras de desarrollo personal, como ir a trabajar en caso de tener empleo, o estudiar y hacer exámenes en caso de estudiantes. Finalmente, el perjuicio personal básico hace referencia a aquellos días en los que la víctima no se ve limitada totalmente en su día a día, pero todavía tiene algunas tareas limitadas o todavía está yendo a rehabilitación pese a estar de alta laboral.

Según el Baremo de Tráfico cada día de perjuicio personal tiene un equivalente económico. Hay que atender a la suma de los días y a la valoración del perjuicio de cada uno de ellos para calcular la indemnización por tiempo de curación.

Secuelas

Las secuelas son aquellas circunstancias lesionales que no han terminado de curar tras el tiempo de curación. Estas circunstancias pueden ser limitaciones funcionales, pérdida de movilidad, perjuicio estético, daños psicológicos, pérdida de algún miembro del cuerpo o de algún sentido, incapacidades y un largo etcéterea.

Todas las secuelas están recogidas en el Baremo Legal de Tráfico en la tabla de Secuelas, que ocupa una gran parte del Baremo. Cada secuela tiene asociada una puntuación o una horquilla de puntuación, que se valora en función a la gravedad de la secuela dentro de ella misma. Es decir, si una víctima sufre una secuela de lumbalgia, habrá que atender a los síntomas para determinar su valoración de puntuación por secuelas en base a síntomas y pruebas objetivas. Por ejemplo, una lumbalgia con rectificación de lordosis lumbar no es lo mismo que contracturas musculares en la zona lumbar. No es lo mismo rigidez que impide hacer vida con normalidad que un simple dolor que durante el día se va yendo.

Las secuelas se clasifican en funcionales, psicológicas y estéticas, conforme a la naturaleza afectada por cada una de ellas. Hay secuelas que afectan a varias esferas personales a la vez. Por ejemplo, una gran cicatriz en la rodilla debido a una lesión que ha recibido tratamiento quirúrgico puede conllevar una secuela funcional (por pérdida de movilidad) y una secuela estética (porque la cicatriz es visible y afecta a la esfera estética de la víctima).

Como hemos dicho, cada secuela recibe una puntuación en su valoración. Cada punto de esta secuela tendrá un equivalente económico. Para calcular este equivalente total hay que atender al coste económico de cada punto de secuela en base a la edad de la víctima. El Baremo de Tráfico diferencia entre edades ya que, conforme a la esperanza de vida media en nuestro país, una persona joven de 16 años tiene potencialmente más años de vivir su vida con una secuela que una persona de 80 años.

Para calcular correctamente la indemnización por secuelas es básico contactar con un despacho de abogados especialistas en ayudar a víctimas de accidentes de tráfico. En Legalcar, contamos con nuestra sede de abogados de accidentes de tráfico en Madrid, aunque damos soporte completo a nivel nacional.

Daños materiales

Daño emergente

El daño emergente hace referencia al perjuicio económico que sufre la víctima a raíz del siniestro. Este perjuicio puede ser causado a los bienes físicos o en forma de gasto, como veremos ahora.

Los daños a los bienes físicos, como por ejemplos los daños en el vehículo, en la ropa, en los objetos, etc. se indemnizan conforme a su valor teniendo en cuenta las normas legales. Así, para valorar un vehículo hay que atender si éste ha sido declarado siniestro o es reparable. Si es siniestro se indemnizará con su valor conforme a Ley; si es reparable, el resarcimiento del daño será la reparación de los desperfectos. Si el vehículo es declarado siniestro debemos atender a si tenemos derecho a reclamar su valor venal, su valor de afección o su valor de mercado.

El valor venal de un vehículo es el valor que la Ley atribuye a dicho vehículo. Es un valor tasado, no negociable, que se calcula conforme a las características objetivas del vehículo, como año de matriculación, marca, modelo o potencia del vehículo.  El valor de afección es el incremento del valor, sobre el valor venal, que hay que aplicar a la tasación de un vehículo declarado siniestro cuando éste tenga unas características subjetivas que hagan que su valor sea mayor. Aquí afectan circunstancias como estado del vehículo, kilometraje, piezas cambiadas o nuevas, importancia de su uso en el núcleo familiar, etc. Y, finalmente, el valor de mercado, que es el valor medio de la compraventa de ese vehículo en el mercado actual. Habrá que buscar vehículos de las mismas características en los principales portales de compraventa y calcular la media de su valor de venta.

Para los objetos dañados o pérdidos en el accidente siempre recomendamos justificar su valor mediante facturas y tickets de compra o, en su defecto, facturas proforma de lo que costaría comprar de nuevo ese objeto. A este valor se le puede aplicar una depreciación si el objeto ya tenía un tiempo de uso. Por ejemplo, si un motorista sufre daños en un casco que le costó 300€ hace dos años, es muy posible que se le aplique una depreciación y no pueda reclamar el importe completo de los 300€.

En cuanto a los gastos, es frecuente que la víctima incurra en una serie de gastos para poder sanar de sus lesiones y para hacer frente a su nueva realidad. Así, son comunes gastos de fisioterapia, transporte, medicación, accesorios sanitarios (como sillas de ruegas, cabestrillos, vendajes, etc.) y hay otros conceptos menos habituales, pero igualmente indemnizables, como las vacaciones contratadas y no disfrutadas, por ejemplo. Hay un sinfín de opciones.

Lucro cesante

El lucro cesante es el daño que la víctima sufre en su patrimonio futuro, es decir, el perjuicio que el accidente causa en las ganancias patrimoniales que la víctima iba a tener, pero que no tiene por motivo del accidente. Por ejemplo, las reducciones en el salario por la baja laboral, la falta de ingresos de los taxistas que tienen el coche en el taller durante días, etc. Hay que atender a cada caso para valorar qué documentación es necesaria para justificar el lucro cesante. Si se sufre una pérdida en la nómina el cálculo es sencillo, pero, por ejemplo, si se sufre un perjuicio en un negocio que se ha visto obligado a cerrar con motivo de las lesiones de la víctima, la documentación que se deberá aportar será vital para que la reclamación sea exitosa.